De atrás y en la hora, una costumbre Nacional.

Nacional volvió a conquistar el título del Torneo Intermedio, al igual que había conseguido en la pasada edición, aquella vez ante Defensor Sp.

El conjunto de Alexander Medina comenzó con mal pié el encuentro, no se lo notaba bien al tricolor, impreciso, falto de generación.

En ese Nacional impreciso aprovecha un Torque sólido, que aprovecha el error de Diego Polenta en la salida y pone el 1 a 0, con un gran remate de Darío Pereira, casi de la mitad del terreno, con un Esteban Conde adelantado, sorprendido por la jugada.

Torque daba la sorpresa y se ponía arriba en el marcador, y hasta parecía justo por el trámite del encuentro.

Más tarde caería otra sorpresa, el mismo Darío Pereira pondría a Torque arriba por 2 a 0, tras una lenta reacción de la defensa tricolor.

“El Benjamín” que había tenido una sola victoria en el Apertura, pero que había hecho un gran Torneo Intermedio, daba un nuevo batacazo en la tarde del domingo en el Estadio Centenario.

Con el equipo Celeste arriba por dos tantos terminó la primera mitad, Nacional con un montón de dudas y poco juego, desconocido.

El comienzo del segundo tiempo no fue muy diferente, Medina decidió no realizar variantes de cara al segundo tiempo pese a que el equipo tenía una notoria carencia de generación de fútbol.

No fue hasta que Torque quedara con 10 hombres a los 63′, cuando Facundo Mallo fuera expulsado, que Nacional empezó a hacer la diferencia, a mostrar más actitud en el partido, a tirarle la camiseta y la historia encima a Torque a mostrar una notoria superioridad en el campo de juego.

A los 67′, 4′ más tarde de la expulsión del hombre de Torque, llega el descuento, por parte de Luis Bernardo Aguiar, para cambiar el ánimo de todo Nacional, y empezar la remontada. Un remate espectacular del ‘Canario’, que le da de aire, se “llenó” el pié y la puso abajo contra el palo izquierdo del arquero de Torque.

Con uno más, con el envión anímico del descuento y con más de 20′ por jugar el partido daba un giro a favor del equipo albo.

Y 5′ después, a los 72′, aparecería otra vez Luis Bernardo Aguiar para empatar el partido, y comenzar a concretar la hazaña. El volante quedó mano a mano con el arquero y define al palo contrario del primer gol, la pone contra el palo derecho, no puede contener el guardameta y así, Aguiar, lograba el empate.

Nacional era más, jugaba con la ventaja numérica, hasta que en el mejor momento del tricolor llega la roja al Capitán, Diego Polenta, por doble amarilla, en una jugada que no terminó de ser clara.

De cara al final del encuentro los equipos quedaban en igualdad numérica, y cuando parecía que el partido iba a tener alargue aparece el goleador, la brujita, Lavandina, Gonzalo Bergessio, a los 91′, para poner a Nacional 3 a 2, y darle nuevamente el título al conjunto de La Blanqueada.

De atrás, 0-2, en un partido difícil, donde faltó el fútbol que venía mostrando el Bolso, consigue una nueva remontada, como la historia así lo marca, se ganó A LO NACIONAL.

El tricolor se lleva una nueva Copa a sus vitrinas, consigue su Copa N°156, siendo el que más títulos ha conquistado en el Fútbol Uruguayo.

Leave a Comment